viernes, 29 de abril de 2011

Sarcófago de Los Esposos. Fina García Marruz



Sarcófago de Los Esposos

En Villa Giulia.
(S. VI a. de C.)

Sosteniendo las copas
invisibles,
familiarmente, eternamente juntos
en el lecho
de la fecundación y de la muerte,
serenamente lúcidos
y sonreídos
(con un "sorriso triste", como dijo
el niño a la maestra que indicaba
con tímida dulzura tanta gloria),
vosotros lo afirmáis hermosamente:
No sólo el imposible
amor,
también las nupcias consagradas
vencerán a la muerte.

Gracias,
esposos grávidos, etruscos no,
celestes,
brindando por nosotros.

Fina García Marruz. Nació en La Habana el 28 de abril de 1923. Cursó la primaria en el Colegio Sánchez y Tiant y el bachillerato en el Instituto de La Habana. Se doctoró en Ciencias Sociales en la Universidad de La Habana en 1961. Premio de la Crítica Literaria por: Hablar de la poesía, 1986, Créditos de Charlot, 1990, Los Rembrandts de L’ Hermitage, 1992, Habana del Centro, 1996 , Darío, Martí y lo germinal americano, 2001

miércoles, 20 de abril de 2011

Variaciones sobre un tema de Heráclito. Mario Benedetti



Variaciones sobre un tema de Heráclito

No sólo el río es irrepetible

tampoco se repiten
la lluvia el fuego el viento
las dunas del crepúsculo

no sólo el río
sugirió el fulano

por lo pronto
nadie puede
mengana
contemplarse dos veces
en tus ojos.

Mario Benedetti (Uruguay 1920 – 2009), escritor y poeta integrante de la Generación del 45. Su prolífica producción literaria incluye más de 80 libros, algunos de los cuales han sido traducidos a más de 20 idiomas.

domingo, 10 de abril de 2011

IN MEDIAS RES. Jorge Riechmann



IN MEDIAS RES

Debería ser posible comenzar.
Debería
ser
posible
comenzar.
De este tósigo nos amamantamos
siempre in medias res:
en la mitad de la nieve
en la mitad del asedio
en la mitad delicada de la piel
en la mitad apremiante de la larva
en la mitad (más o menos) del camino de la vida
en la mitad del espanto.
Con el permiso del Dante o el de Horacio
debería ser posible
comenzar
como deshacer el curso de los días
como resucitar a las extrañadas víctimas
como reparar el error irreparable.

Lo nuestro es otro.
Lo nuestro es lo otro:
abierto
en canal
destripado
desjarretado
abierto hacia sí mismo.
Lo nuestro es lo otro
ahí donde lo hallamos.

Tócame:
ni me siento
ni te golpeo
ni aparto la mirada del enigma del mal.
Lo nuestro es lo otro.

Jorge Riechmann, Madrid, 1962. Poeta, ensayista, traductor y profesor universitario. Autor de una extensa obra ensayística sobre cuestiones ecológicas. Cántico de la erosión, 1987, Material móvil, precedido de 27 maneras de responder a un golpe, 1993), El corte bajo la piel, 1994, El día que dejé de leer EL PAÍS, 1997, Trabajo temporal, 2000.

viernes, 1 de abril de 2011

Prometeo. León Felipe



Prometeo

I

Y si el gran buitre no está devorando aún mis entrañas y las de todos los poetas condenados del mundo, Prometeo fue sólo un motivo griego decorativo en un frontón, en una metopa... y no hubo nunca mitos.
Pero hay mitos. Hay mitos sin comienzo ni fin. En la carne del hombre se sembraron los mitos y en esa misma carne han de florecer. Porque nada se ha cumplido todavía. Y lo que se cumpla, será por la voluntad del Viento y por el ofrecimiento sumiso y doloroso de la carne del hombre. Dios pondrá la luz y nosotros las lágrimas.
En el primer destello mítico del mundo estaba yo; y en el milagro de la luz redentora de mañana me estoy quemando ya.
Vuelvo a gritar:
El versículo blasfemo de mis huesos leprosos hará hablar de nuevo a Jehová desde el torbellino… Yo soy Job.
Afirmo también que vengo de la sombra y de los sueños.
Y si digo:
Mi canto florece en la convergencia de los mitos, puedo añadir:
Aquí estoy. ¡Miradme! Clavado en esta roca, con un buitre en el pecho.
Y ese ruido que oís no es mi lamento, son las oceánidas que me lamen los pies y humedecen mis párpados.
Sobre las aguas amargas se inclinan para salvarme las estrellas.
Bajo su luz el mar trabaja, muerde la roca, lima las cadenas…
Y cuando Prometeo se levante, nuevos timoneles conducirán la quilla del Parnaso.


León Felipe (Tábara, 1884 - México, 1968). Seudónimo de Felipe León Camino García, poeta español que destacó por la mezcla de arrebato místico y compromiso político de su obra. Versos y oraciones del caminante, Drop a star, Español del éxodo y del llanto, Ganarás la luz, ¡Oh, ese viejo y roto violín!